Diversos estudios de consultoras ligadas al mercado inmobiliario concluyen que los futuros compradores de viviendas realizan un promedio de 10 a 15 visitas antes de elegir el hogar definitivo. Tales cifras pueden aumentar hasta el triple a la hora de realizar visitas a anuncios online de viviendas.

Pero gracias a la irrupción y masificación de la Realidad Virtual surgen nuevas formas de visitar un hogar. Acá la experiencia inmersiva que ofrece la Realidad Virtual es clave a la hora de que un potencial comprador de vivienda se encante, disfrute y recorra cada rincón de una casa o departamento.

Según análisis de  la Inmobiliaria Vitro, se estima que el tiempo medio invertido en la venta de una vivienda, empleando los procedimientos tradicionales, ronda los 6 meses. En cambio, según los datos de esta inmobiliaria, “las casas que incluyen la visualización 360° en sus anuncios, reciben muchas más visitas y tienen una salida de mercado mucho más rápida. El tiempo de venta de estos inmuebles se situaría en torno a los tres meses, esto supone entre un 50 y un 60% menos que la media habitual”.

Además del ahorro de tiempo que lleva asociado el uso de esta tecnología, el comprador puede visualizar -de forma muy realista- un mayor número de opciones y evitar los inconvenientes organizativos que supone desplazarse a todas y cada una de las viviendas de interés.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here